Galletas o pastas finas de almendra, nata y cobertura de chocolate, crujientes. Galletas moscovitas

 ¡Hola cocinillas! Bienvenidos a Recetas Fácil con Bela 💕hoy vamos a preparar una delicia de galletas, tanto que es una de mis preferidas, las galletas moscovitas son típicas de una confitería de Oviedo, la receta es secreta pero te puede decir que estas galletas quedan prácticamente igual, os cuento todos los secretos. 

El secreto: 

  • A parte de hacerlas con mucho amor que es el ingrediente principal 😂es utilizar almendras MARCONA es una almendra más pequeña y redondeada, dicen que es la reina de las almendras por su calidad y su sabor dulce, indispensable para hacer postres de gran calidad en el que requiera la almendra entre sus ingredientes, por eso, este tipo de almendras, juega un papel muy importante dentro de las galletas moscovitas, da un sabor muy importante. (Si no tienes, no pasa nada, utiliza la almendra que tengas, que la galleta te va a salir rica). 
  • Otro factor importante es utilizar la almendra tostada la compro sin tostar porque me gusta tostarla a mi gusto, la dejo ligeramente tostada, esto dará muchísimo sabor a la galleta, suelo compararla cruda y sin piel. Si tú la compras cruda y con piel tienes que tostarlas, dejarlas enfriar y después quitarles la piel, para que te sea más fácil la puedes poner en un bote de cristal, le pones la tapa y lo agitas, esto te ayuda a eliminar más fácilmente la piel. Si la compras tostada y sin piel tendrás que saltarte la primera fase de tostar las almendras.
  • La harina que utilizamos es una harina de trigo tamizada que quiere decir que la pasamos por un tamiz o colador fino para que la harina caiga en forma de lluvia y no quede apelmazada, sino suelta. 
  • También es importante utilizar un chocolate de calidad y templar el chocolate para que al enfriar el chocolate no quede opaco sino con brillo, esto se hace subiendo el chocolate a una temperatura, bajándola un poco y volviéndola a subir un poquito no te digo la temperaturas porque suelen cambiar según el por ciento de chocolate con leche y la marca del chocolate. En la bolsa del chocolate hay una curva donde pone esas temperaturas, a mí hay 2 marcas que me gustan mucho Valrhona y Callebaut que son de mis marcas preferidas, si no tienes estos y tienes uno del súper que no te viene ni curva de temperaturas ni nada, te sirve igual, esto te lo digo a nivel de información por si quieres una galleta con un toque más perfecto, sabes que te desvelo siempre todos los TRUQUIS 😉

Lleva muy poquitos ingredientes y es súper fácil de hacer el resultado es una galleta fina y crujiente de almendra y nata, cubierta de chocolate con leche por uno de los lados, hazla y me cuentas!

Ah! por cierto, si te gusta la receta me puedes dejar un comentario y compartir para que pueda llegar a más gente, también te puedes suscribir a mi canal de YouTube.


5 Ingredientes:

200g de almendra cruda y sin piel (preferiblemente marcona)

200g de azúcar glass 

200g de nata líquida

40g de harina de trigo tamizada (quiere decir pasada por un tamiz o colador para que no tenga grumos)

Cobertura: Chocolate con leche 



Elaboración:

  • Precalentamos el horno a 150º
  • En una bandeja con papel sulfurizado o papel de horno ponemos 200g de almendras horneamos a 150º entre 10 a 15 minutos hasta que estén doradas, a mitad de cocción le damos la vuelta, moviéndolas un poco.
  • Una vez tostadas las dejamos enfriar.
  • Con la ayuda de un robot o picadora vamos a triturar las almendras pero no por completo sino que tienen que quedar unas almendras picadas de forma irregular, no muy grandes pero tampoco polvo, en el vídeo puedes ver como tienen que quedar, reservamos.
  • Ponemos un cazo a fuego medio con 200ml de nata o crema para batir y 200g de azúcar glass, vamos removiendo con la ayuda de una varilla manual hasta conseguir una textura homogénea deshaciendo todos los grumos.
  • Incorporar 40g de harina tamizada, mezclar bien.
  • Echamos las almendras que habíamos reservado, mezclar bien.
  • Cuando esté todo bien integrado, apartamos del fuego.
  • Encima de una bandeja o rejilla del horno ponemos papel sulfurizado o papel de horno y con la ayuda de cucharilla vamos poniendo montoncitos de masa, dejando separación unas de las otras, porque al hornearse se expanden y quedarán más grandes y finas.
  • Hornear a 180º durante 10 minutos, acuérdate que el horno tiene que estar precalentado a esa temperatura.
  • ¿Cuando sabemos que están las galletas? Cuando los bordes estén tostados y estén doraditas por el medio para que queden crujientes. Si te quedan blancas te quedarán blandas y queremos que estén crujientes.
  • Dejar enfriar sobre una rejilla, al principio estarán blandas pero una vez que enfríen quedarán crujientes.
  • Derretimos el chocolate con leche lo ideal es templar el chocolate para que quede con brillo como explique antes pero sino derrítelo a baño María o mucho más cómodo en el microondas cada 20 segundos, remover, 20 segundos, remover y así hasta que esté derretido.
  • Ahora que las galletas ya están totalmente frías vamos a ponerles la cobertura de chocolate por la cara de abajo la que estaba en contacto con el papel, cogemos una galleta y con la ayuda de un pincel o espátula cubrimos con una capa fina, la ponemos sobre una rejilla con la parte del chocolate hacia arriba y dejamos que se solidifique el chocolate y ¡CUIDADO! que intentarán comerse las galletas con el chocolate aún derretido, porque son irresistibles! Que tengan paciencia el resultado es espectacular.
Y listas para comer! Riquísimas

Conservación: Lo ideal es guardarlas en un bote de metal, bien cerradas.

Espero que te haya gustado la receta, intenté explicarte todo en detalle para que te salga perfecto y te saldrá, nos vemos en la siguiente receta.

© Recetas Fácil con Bela 💕


CONVERSATION

0 comentarios:

Publicar un comentario

Este blog se alimenta de vuestros comentarios y me ayuda a seguir hacia adelante, gracias por dedicarme unos segundos de vuestro tiempo, que para mi es oro.

SUBIR